¡La sub19 de Borussia Dortmund llegó a la final por el Campeonato Alemán de juveniles A! El Campeón actual ganó también el partido de vuelta por la semifinal contra el VfL Wolfsburgo a través de goles de Luca Kilian y Hüseyin Bulut por 2-1 (1-0) y en la final el próximo lunes enfrentará al Schalke 04 o a Bayern Múnich.

Reportaje de Boris Rupert

Benjamin Hoffmann, técnico del equipo, aún no contó con el goleador Jakob Bruun Larsen (fractura por fatiga del pie), ni con el especialista de la defensa Patrick Fritsch (fractura del ligamento cruzado) ni tampoco con Dario Scuderi (rehabilitación luego de operaciones).Dzenis Burnic y Orel Mangala pudieron jugar, a pesar de hallarse algo afectados; y así como en el partido de ida, Felix Passlack estuvo presente. Para Wolfsburgo Gian-Luca Itter retornó a la nómina del equipo, luego de una visita al primer equipo.

foto

Wolfsburgo  tenía que recuperarse de la hipoteca del 2-3 del partido de ida y durante el primer tiempo fue el equipo determinante. Pero las oportunidades las tuvieron los jugadores de Borussia, quienes actuaron vestidos de negro: el remate de David Kopacz luego de un rápido contraataque pasó a un lado del palo (min. 3).

Los espectadores que ocuparon hasta el último lugar en el complejo de Brackel, vieron durante el sexto minuto de juego, cómo se marcó el primer gol: Menzel, portero del VfL no pudo controlar un remate de Amos Pieper, defensa central, jugado luego de un tiro libre de Passlack, y Luca Kilian sacó provecho de la situación para marcar el 1-0.

Wolfsburgo requería de dos goles para llegar a los penaltis y atacó la portería del BVB protegida por Eike Bansen. Pero el portero irradiaba mucha tranquilidad y controló con un gran desempeño un remate a distancia de Itter (min. 19).

Los jugadores de Borussia trabajaron muy bien defendiendo el balón, le dejaron la iniciativa a los visitantes, pero casi no permitieron situaciones defnitivas - y durante jugadas estándar fueron sumamente peligrosos: Amenyido obligó a Menzel a realizar una actuación brillante luego de un tiro libre (min. 38), Pieper falló en el rebote desde un ángulo difícil. A pesar de las evidentes ventajas del dversario, los jugadores de Borussia tuvieron las mejores oportunidades: Kopacz desvió por poco, luego de una asistencia de Hüseyin Bulut (min.41).

"Es un equipo muy fuerte el de Wolfsburgo", declaró Lars Ricken, coordinador de la cantera, en el intermedio, quien tan sólo cinco minutos después del inicio del segundo tiempo, ya pudo alegrarse debido al 2-0. Luego de una devolución desafortunada, el portero del VfL Menzel se vió obligado a despejar en su propia área, Bulut reaccionó con más rapidez, "robó" el balón a un defensa del Wolfsburgo y lo empujó hacia la portería que se hallaba abandonada.

Esta ventaja que significó la calma, duró poco tiempo: en el minuto 56 David Nieland reamtó de cabeza un córner de tal forma que Bansen no pudo controlarlo, logrando así el 1-2 para Wolfsburgo.

"Falsa" tarjeta amarilla-roja para  Mangala

Una decisión errada, del árbitro Osmanagic, quien tuvo una actuación impecable, significó la ventaja numérica del Wolfsburgo y con ello causó el incremento de tensión: Orel Managala despejó frente a su propia área, jugando claramente el balón - y fue golpeado por Yannik Möker, quien se lesionó durante ésta acción. El jugador del Borussia ya había recibido una amonestación, pero en ésta escena el jugador se vio obligado a abandonar el campo de juego con una tarjeta amarilla-roja (min. 70).

Pero a pesar de la desventaja numérica el campeón actual tuvo todo bajo control y así se enfrentará el próximo lunes en la final (19.30 horas) en el Signal Iduna Park, al ganador de la segunda semifinal entre Schalke 04 y Bayern Múnich.

BVB: Bansen – Passlack (min.77 Baxmann), Kilian, Pieper, Beste – Burnic, Mangala – Kopacz (min.73 Schwermann), Bulut (min.55 Kyeremateng), Laukart – Amenyido (min.84 Serra)
Goles: 1-0 Kilian (min.6), 2-0 Bulut (min.50), 2-1 Nieland (min.56)
Espectadores: aprox. 1.300 (agotado)
Tarjeta amarilla-roja: Managala (min.70, segunda falta)
Tarjetas amarillas: Beste – Itter, Saglam