En vista de la asamblea de miembros de la Liga Alemana de Fútbol (Deutschen Fußball Liga, DFL) a realizarse el 31 de marzo próximo, la presidencia brindó la recomendación de una suspensión más amplia de la Bundesliga de fútbol. De acuerdo a ello los partidos de la clase superior de Alemania estarían suspendidos, por lo menos, hasta el 30 de abril.

En un extracto de la información, que la DFL publicó al dar a conocer la misma, figura: "considerando el nivel del peligro existencial para algunos clubes debido a la situación actual y dada la responsabilidad de este rubro económico con 56.000 empleados, tanto directos como indirectos, la asamblea de miembros del 16 de marzo acordó de forma unánime, el culminar la temporada actual hasta el 30 de junio, siempre y cuando esto sea posible desde el aspecto legal y lógicamente si la salud lo permite. En base a esto la DFL trabaja con gran energía en la elaboración de conceptos que permitan que los partidos se jueguen a su debido tiempo, acorde a la situación, y de ser necesario a puertas cerradas, así como haciendo un requerimiento mínimo de empleados de las áreas deportiva, organización general y medios".