Desconcierto para técnicos y jugadoras, enojo para los responsables: la noticia sobre la culminación y no la suspensión del campeonato por la Bundesliga de Balón Mano femenino, es algo que Borussia Dortmund no comprende.

"La salud tiene prioridad absoluta, algo que a estas alturas debe haber quedado claro para todos. Pero hemos sido totalmente sorprendidos sobre el momento y la forma en la cual se comunicó la cancelación. Nadie habló con nosotros", dice Andreas Heiermann, miembro del directorio del departamento. El equipo femenino del BVB lidera(ba) la clasificación con 17 victorias en 18 partidos y con 34-2 puntos.

"Hubiese sido posible suspender los partidos durante cuatro semanas y luego ver, si se podría jugar la temporada hasta fines de junio", dijo Heiermann: "Quizá es la decisión correcta. Pero no debió tomarse ayer u hoy". Quedaban ocho jornadas por jugar. "Hemos sido decepcionados totalmente y lamentamos que esto tenga un daño sustancial para toda la Liga".

El jueves por la tarde hubo una reunión con el equipo y los entrenadores. El ánimo: por los suelos. "Para un deportista este es un golpe bajo muy duro", manifestó Heiermann: "juegas un temporada extraordinaria, sólo una derrota, sólo perdiste un punto" - y no recibes: nada".

El directorio y el técnico del departamento asumen que el equipo está clasificado para la Champions League 2020/21. Y sugieren que la ronda final por la Copa sea postergada. Heiermann: "la unica decisión consecuente sería jugar la final-4 a fines de agosto o inicios de septiembre. Hacerlo en este semestre no tendría sentido sin práctica de competición".

Para Borussia Dortmund la temporada 2019/20 culmina con la primera posición, sin embargo sin título. "A pesar de que hoy la decepción domina todo: estamos orgullosos lo rendido por el equipo y los técnicos. Fue fantástico", dijo Heiermann.
Boris Rupert