Marcel Schmelzer avanza. Una vez más. La semana pasada el defensa izquierdo amplió su contrato hasta el año 2021. Cuando este contrato llegue a su culminación, él tendrá 33 años de edad y para ese entonces habrá jugado durante toda su carrera como profesional para Borussia Dortmund. Para entonces un total de 13 años - tantos como en su momento Dede, su jugador modelo y su predecesor.

foto

"Me alegro mucho de poder formar parte de este equipo de gran carácter y de este club incomparable", dijo Schmelle luego de firmar el contrato y agregó claramente: "Borussia Dortmund es y seguirá siendo mi hogar deportivo. Y tanto para mi como para mi familia hace años esta región es el lugar, donde nos sentimos en casa."

En casa. Hogar. Schmelzer ya es hoy una institución en Dortmund y también puede ser considerado como una inspiración - para cualquier futbolista joven, que se encuentre en el momento de decidir entre irse o permanecer. El defensa izquierdo llegó al BVB en el verano del 2005. Con 17 años de edad y proveniente del 1. FC Magdeburgo. Pasando por los juveniles A y por el equipo B, llegó al primer equipo. Su ascenso y su fomento fue otorgado por Jürgen Klopp. El 16 de Agosto del 2008 Marcel Schmelzer debutó en la Bundesliga. Desde entonces ha participado en 195 partidos más. Algo admirable sobre todo si se considera dos situaciones decisivas.

El predecesor de Schmelzer fue Dede, el jugador brasileño, el favorito del público, prácticamente un Dios - y muchos consideraban a Erik Durm, el joven campeón mundial de Río de Janeiro, como su designado sucesor. El primero fue reemplazado por Schmelzer, el segundo reprimido. Él ha llegado - y ha permanecido. Una constante durante muchos años y con mayor frecuencia un gran jugador en quien confiar.

Una constante y un gran jugador en quien confiar

foto
Nach dem Debüt im August 2008 mit Trainer Klopp

"Schmelle ha crecido durante el año pasado cinco centímetros - y eso tan sólo porque se camina erguido." Este comentario lo dio Jürgen Klopp en la temporada 2010/11. Y dice mucho sobre la persona Schmelzer y su desarrollo. Un desarrollo que fue reconocido por Klopp cuando en una ocasión se refirió al jugador y su personalidad destacándolas como "las más extraordinarias de mi carrera como entrenador". En aquel entonces Schmelzer era retraído, hasta se podría decir que tímido. Su característica: la sudadera con capucha, con la cual escondía su rostro. Hasta hoy es discreto y al mismo tiempo atento. La diferencia: hoy Marcel Schmelzer es uno de las primeras personas de contacto; para jugadores y periodistas, tanto en victorias como en derrotas. Pero por sobre todo él está: en armonía consigo mismo.

El hecho de no haber participado del mundial 2014, pero si Erik Durm, el más joven, con ambiciones recientes, quien llegó posteriormente y quien desde entonces lleva el título de campeón mundial, todo esto hubiese derrotado a cualquier otro. Schmelzer sin embargo ha reaccionado. En la cancha de fútbol. Luego de un lento inicio en la temporada posterior al mundial, el experimentado defensa izquierdo ha estado sin excepción alguna desde la 14.a jornada en la cancha en todos los partidos en los que se ha obtenido puntaje - desde entonces Borussia avanzó de la posición 18 a la 7. En la temporada en curso ha participado de 24 encuentros en la liga, ha recorrido 226 kilómetros, tiene un 55% de duelos a favor y un 82% de precisión de pases. Es la mejor temporada en la Bundesliga para Schmelle desde hace años.

"Uno de los defensas izquierdos más fuertes de Europa y una persona magnífica"

foto

Por lo tanto los jefes están satisfechos. "Marcel Schmelzer no sólo es uno de los defensas izquierdos más fuertes de Europa, sino también una persona magnífica, quien le brinda al BVB tanta dedicación y respeto, como nosotros también a él", dice el Jefe de la Junta Directiva Hans-Joachim Watzke. El director deportivo Michael Zorc es de la misma opinión: "Marcel Schmelzer es un jugador, que hemos desarrollado desde nuestra cantera. Es un jugador del Borussia y se identifica totalmente con nuestro club, tiene para nosotros un enorme valor y en esta temporada ha dado nuevamente un paso hacia adelante."

Zorc agregó también, que se alegra poder orientarse hacia el futuro con el segundo jugador de mayor tiempo con Borussia, después de Roman Weidenfeller. Esto es comprensible. Nada tiene mayor éxito que el éxito mismo. Y el jugador de 28 años de edad ha dejado su firma en los capítulos de más recientes de la historia del club. 2009 el Centenario, 2010 el regreso a Europa en Lemberg, 2011 el título de Campeón Alemán y con ello el regreso a la clase real de la copa europea, 2012 el primer doblete en la historia del club y desde entonces la participación en cuatro grandes finales; 2013 luego de actuaciones en Madrid, Manchester y Ámsterdam en la Champions League y del 2014 hasta el 2016 en la Copa DFB. Un triunfo en Berlín, el 21 de mayo contra los bávaros y Marcel Schmelzer lograría con sus compañeros de equipo en su generación un nuevo hito - al convertirse en primeros ganadores de la Copa para Borussia Dortmund en dos ocasiones. Esto no lo ha logrado ni siquiera Aki Schmidt. Tampoco Michael Zorc. Menos Sebastian Kehl. Y ni que decir de Dede.
Nils Hotze