Su estatura no llama la atención. Pero su iteligencia de juego es desmesurada, así como también su sentir por la belleza del juego. Y a pesar de todo, Mateu Morey cuenta con aquellas virtudes que son tan valoradas en nuestra región: las de un luchador, que se mantiene en la lucha al lado del adversario hasta que este suelte el balón. El joven español fue la sorpresa positiva del partido amistoso del verano, hasta que le frenó una lesión al hombro. Ahora en este candente otoño, el jugador mallorquino está listo para ponerse al servicio del equipo.

El primer partido oficial para el nuevo club, es siempre el más importante. Mateu Morey siempre le recordará con placer, primero por el buen resultado, pero también pues durante 50 minutos jugó por el lado derecho del campo de juego, tal y como lo esperó el BVB. Intransigente en los duelos, con seriedad en el comportamiento defensivo y con placer en el ataque, lejos de la línea del mediocampo.

"Muchas gracias a los colegas, me ayudaron mucho", dijo el pequeño español con el cabello ondulado, sonrió brevemente y agregó, "luego del prolongado descanso no fue tan fácil, pero me hizo mucho bien estar nuevamente en el campo de juego". Además no tuvo problemas alguno con el hecho que su debut en un partido oficial tuviese lugar en un pequeño escenario. Los colegas no fueron Marco Reus, Axel Witsel y Jadon Sancho. Sino, Kolbein Birgir Finnsson, Magnus Kaastrup y Joseph Boyamba. Con el BVB B durante la undécima jornada por la Liga Regional Oeste, ante 800 espectadores en el estadio Rote Erde durante la victoria de 2-0 contra Rot-Weiß Oberhausen.

foto

Mateu Morey ha regresado. Ha regresado al campo de fútbol, luego de estar ausente durante la temporada pasada, debido a una lesión al menisco y luego de suspender la actual antes de que esta se iniciara. Cuando en el 2017 ganó el Campeonato Europeo con la sub17 de España y un año más tarde con el FC Barcelona, la UEFA Youth League, un portal inglés de fútbol hizo referencia al "siguiente Lahm". Como Philipp Lahm, es excapitán del seleccionado nacional alemán, Mateu Morey no es un jugador de gran estatura, pero con una inteligencia de juego sobreproporcional. Bayern, Juve, ManUnited, todos los clubes de primera en las ligas de primera del mundo futbolístico estuvieron detrás de él, cuando Morey jugó en la defensa de los juveniles del FC Barcelona.

Preparado para el siguiente paso

A Mateu Morey no le agrada decir mucho. Lo pasado es pasado; claro que está orgulloso de sus logros pasados, "pero no te brindan garantía alguna de que definitivamente todo funcionará para una gran carrera". Claro que luego de cuatro años en La Masia, la academia de cantera más famosa a nivel mundial, pudo haber permanecido en Barcelona. Los azulgrana están en su corazón, no lejos de su pequeña ciudad de origen, Petra en Mallorca, con lo cual no hubiese sido necesario cambiar algo. En los diarios españoles, Barca ha sido un poco criticada, pues nuevamente un jugador de la cantera con talento, busca su suerte a nivel deportivo en otro lugar. Morey cumplió 19 años en marzo y se percató "que había llegado a un punto, donde me sentí preparado para dar el siguiente paso". Para el cambio a Dortmund. "No fue una decisión fácil, pero luego de pensarlo a fondo tomé la decisión junto con mi familia, y así culminé una etapa fantástica con el FC Barcelona, para iniciar una nueva y apasionante aventura".

Durante un verano de muchos pases, Mateu Morey seguramente no fue el pase más espectacular para negro y amarillo. Pero de todas formas uno apasionante. Un defensa lateral que interpreta el juego de forma muy ofensiva, tal y como hace años se practica en Barcelona de acuerdo a Johan Cruyff. Pases cortos y pocos contactos, siempre en busca de la belleza del juego. Pep Guardiola, alumno modelo de Cruyff perfeccionó a inicios del tercer siglo este principio. El famoso Tiki-Taka ha sido algo diluido por sus sucesores - sin embargo para quien valora el secreto del juego hermoso, siempre es esto lo que se busca lograr. "Tiki-Taka es el arte de dejar en movimiento al balón y al adversario", dice Mateu Morey. "Lo lindo aquí en Dortmund es que siempre queremos tener el balón". Ya se ha enamorado un poco, de la forma como se arma el juego en el BVB.

foto

Para ello es importante saber, que en su niñez, Lucien Favre se enamoró del fútbol brasileño. Pero luego, como joven entrenador, observó a Johan Cruyff. Su pasantía durante su preparación como profesor de fútbol, la realizó con el rey Johan en Barcelona. Hasta ahora, el técnico del BVB es un aficionado del juego rápido con soluciones creativas. No se requiere de mucho para convencerle sobre el fichaje de un jugador que realizó su preparación en La Masia, a pesar de que este tuvo un largo período de baja debido a una lesión a la rodilla y dicho período tuvo que ser prolongado, pues la articulación causó nuevamente problemas debido al desgaste. Para el técnico del BVB cuentan otros aspectos.

¿Monsieur Favre, qué considera con respecto a Mateu Morey "¡Está bien!" Quien conoce los rigurosos criterios de evaluación de Favre, sabe que esta breve oración es un elogio generoso.

El duelo con Jadon Sancho

Se sabe que el profesor de fútbol suizo  realiza durante horas análisis de vídeo y lógicamente que también vio lo mejor de Mateu Morey. Su recorridos por el ala derecha luego de los cuales, al final por lo menos realiza una jugada peligrosa, ya sea al ras o por lo alto, Morey sólo requiere de un breve parpadeo para tomar la decisión correcta. Durante el Campeonato Europeo sub17 en Croacia, Morey marcó un gol fantástico durante cuartos de final contra Francia, y en la semifinal contra Alemania marcó un penalti, así como también durante la final contra Inglaterra, luego de marcar previarmente durante el tiempo regular de juego. Hasta ahora recuerda muy bien que durante aquella final, se enfrentó a un llamado Jadon Sancho por su lado derecho de la defensa. "Jadon puede convertirse en uno de los mejores jugadores del mundo", dice Morey, y lógicamente es para él un placer especial, jugar con él en un equipo, luego de dos años y medio de la final por el Campeonato Europeo.

Hay un video que muestra a Morey luego de su regreso de la final por el Campeonato Europeo. El alcalde de Palma de Mallorca recibe en la famosa alcaldía al joven héroe de la isla, quien lleva puestos pantalones cortos y una camiseta polo, brilla la medalla de oro en su cuello y los dignatarios le sonríen. Una Mallorca orgullosa recibe al Campeón Europeo. Mateu Morey sonríe con modestia, pasa por delante de las cámaras y se dirige hacia el alcalde.

Luego de ello, ganó la UEFA Youth League. Los juveniles de Barca dominaron Europa y también un poco el mundo. Morey uno de ellos, pero luego la rodilla causó problemas, cura conservativa sin cirugía, pero así culminó la temporada. Luego llegó la oferta del BVB, Michael Zorc lo justificó de la siguiente manera: "Mateu Morey es un gran talento de defensa de la escuela de fútbol del FC Barcelona, que cuenta con una notable calidad técnica. Es un pase con carácter perspectivo y nos alegra que podamos continuar desarrollando a Mateu en el área de jugadores profesionales".

Contragolpe durante la preparación

Todo marchó bien durante las primeras semanas en Dortmund. Mateu Morey estuvo en forma y pudo hacer lo más le agrada. Atacar y defender. Directamente en el primer partido amistoso contra el FC Schweinberg, sin problemas de adaptación ocupó el ala izquierda, inusual para él; realizó una asistencia y marcó un gol. En Barcelona tuvo una coreografía muy especial de júbilo - pero no hay que llamar la atención durante un logro de poco valor a nivel deportivo contra un equipo de liga nacional. Nadie quiere celebrar de forma exagerada un gol marcado contra Schweinberg, tan sólo porque se trata del primer gol para el nuevo empleador.

Durante el viaje por los EE.UU. fue uno de los jugadores que más llamó la atención. De regreso en Alemania, Mateu Morey fue la sorpresa positiva del verano y estuvo planificado que jugase en el partido de la Supercopa contra el FC Bayern. Favre tenía considerado al español en su documentación, para asegurar la defensa de Achraf Hakimi, para asegurar al hispano-marroquí, para poder brindar más oportunidades de brillo en el ataque ofensivo de Dortmund. Algo que se practicó en el partido amistoso contra el FC St.Gallen, el último del campo de entrenamiento de Bad Ragaz.

foto

El partido había culminado, el BVB ganaba por 4-1, se inició un ataque final por el lado derecho. Achraf Hakimi levantó el balón en dirección de Mateu Morey, quien aceleró un poco más, remató por el centro y sin influencia alguna de un adversario, luego de estar medio segundo en el aire, cayó sobre el césped. Hakimi realizó de inmediato una señal hacia el banco de suplentes, primero lentamente, luego con más intensidad. Morey sacudió la cabeza, se puso de pie, dio unos pasos y se dirigió hacia la línea lateral.

El diagnóstico no fue tan dramático. Luxación del hombro, algo que puede suceder y no requiere de cirugía. Pero primero, una indefensa luxación también trae consigo una baja de algunas semanas y segundo luego de haber superado una lesión reciente, el hecho de sufrir una nueva no es lo mejor para la confianza de un jugador profesional en desarrollo.

Apodo: "Terrier"

Su manejo con el reciente traspie, demuestra que Mateu Morey es un jugador profesional diferente. Fue el primero en recibir el diagnóstico. Y directamente consultó con el departamento de medios del BVB, si podía comunicar su lesión por las redes sociales, no quería causar probelmas con ello. Un problema así se supera con rapidez, pero permanece la imagen de un jugador profesional auténtico y que considera aspectos más allá de los normal.

Mateu Morey trabajó durante dos meses para su regreso, tanto en el campo de juego como en la rehabilitación, pero también en su curso de alemán y en su móvil, con sus mensajes por WhatsApp en su nuevo idioma. Entre el plantel que acompaña al equipo ya tiene un apodo, que no podría ser más alemán. Mateu Morey es un Terrier. Se prende de cada adversario, hasta que este deje el balón. "Lucharé por mi oportunidad en el BVB", dice Morey. ¡Nadie tiene la menor duda de ello!